Consentimiento informado del paciente

Sobre la Video Consulta

El servicio de Video Consulta que se ofrece, tiene como propósito dar continuidad a una consulta física previa y/o brindar información preliminar sobre una queja o dolencia de un nuevo paciente, siempre y cuando no se requiere de una evaluación física y/o imágenes. El paciente declara que es consciente y entiende que los servicios de esta Video Consulta no sustituyen o reemplazan una visita física con su Médico de cabecera. El paciente también declara que es consciente de que la Video Consulta se limita única y exclusivamente a ofrecer información sobre los síntomas descritos por el paciente y que dicha información no es un diagnóstico definitivo válido o sujeto a cualquier responsabilidad de demanda contra el Médico.

El paciente mediante la solicitud y confirmación de esta cita de Video Consulta es consciente que ha leído y aceptado todos los términos, condiciones y limitaciones expuestos por el Médico, descritos en su página web y especificados mediante este Consentimiento Informado.